Jueves, 23 Marzo 2023

Política para todes

Publicado el Miércoles, 15 Marzo 2023 08:25 Escrito por

Los oficialismos enfrentan en casi todo el país una situación inédita. Siempre fue visto como una ventaja estar en la cima del poder al momento de enfrentar un proceso electoral. Paradójicamente, los gobiernos en sus distintos ámbitos, son catalogados como culpables de situaciones que a veces suenan como justificativos recurrentes, pero que modificaron la sociedades de manera que aún hoy no terminamos de dimensionar: la pandemia y el conflicto bélico en Ucrania. 

Sumado a esto, los ejecutivos que en funciones tuvieron que lidiar con las situaciones que mencionamos en el párrafo anterior, no tuvieron prácticamente margen de acción. La crisis producto del parate económico en la pandemia y la creciente inflación que afecta gran parte de los países de mundo apenas les permitió administrar los estados. No me cree? Mire lo que pasó el fin de semana pasado en Estados Unidos, con la quiebra de dos bancos que ponen en vilo al mundo financiero.

En lo nacional, Alberto Fernández debe lidiar con las propias internas de la coalición dominante, la deuda externa heredada  y una oposición beligerante y combativa. La provincia de San Luis también vive su propia realidad, pero en el mismo contexto. Una realidad que muestra particularidades: Es la primera vez que un Rodriguez Saá no va a encabezar la oferta electoral oficialista. Una novedad para un proyecto de poder que cumple 40 años de hegemonía política. Es más, la alianza entre el adolfismo y el poggismo todavía está provocando reacciones tanto en un lado como en el otro del rio bravo.

Un pequeño aporte en pos de una mejor calidad democrática: Política. Más política. Los oficialismos deben acercar la gestión a una sociedad que recuerda en su apatía a la despolitización reinante en los fines de la década del 90. Se debe dejar de lado la figura del funcionario descomprometido con la realidad que pretende modificar. No se observa que los logros de las políticas públicas impacten en la conformación de la subjetividad ciudadana, limitando su accionar con el de un producto que se vende. Las oposiciones la tienen más fáciles. Sin compromiso de gobernar, se limitan a repetir sloganes surgidos de focus groups y potenciados mediáticamente. Con eso parece bastar.

Lamentablemente las lógicas de mercado han cooptado todo. Hasta algo tan preciado como la política, que hace siglos era entendida como la realización máxima del espíritu humano.

Visto 83 veces Modificado por última vez en Miércoles, 15 Marzo 2023 13:30

Calle Angosta | Periódico Digital. Publicación digital con artículos de interés en diversas temáticas, con selección de textos, imágenes, audios y vídeos.

Archivos de programas